FANDOM


Para la página de Dark Souls II, véase Jefes de Dark Souls II.
Para la página de Dark Souls III, véase Jefes de Dark Souls III.

Un jefe es un enemigo poderoso y que no reaparece. Los jefes se distinguen de los enemigos normales ya que su nombre y salud son mostrados en la parte inferior de la pantalla y, normalmente, están detrás de una puerta de niebla blanca.

Mientras que el jugador generalmente termina enfrentando a todos los jefes, no hace falta derrotarlos a todos para terminar el juego.

Además de los jefes, hay varios enemigos que tampoco reaparecen después de morir y se les suele llamar minijefes.

Jefes

Refugio

Lordran

Burgo de los no muertos/Parroquia de los no muertos

Profundidades

Ciudad Infestada/Dominios de Quelaag

Jardín Tenebroso

Fortaleza de Sen

Anor Londo

Mundo pintado de Ariamis

Los Archivos del duque/Cueva de cristal

Las catacumbas

Tumba de los gigantes

Ruinas de Nuevo Londo

Ruinas de los demonios

Izalith perdida

Horno de la Llama original

Oolacile

Jardín del Santuario

Bosque Real

Sima del Abismo

Los asteriscos (*) marcan a los jefes opcionales.
Las cruces (†) marcan a los jefes del DLC Artorias of the Abyss.

Galería

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.